sábado, 21 de enero de 2012

12 Cuerdas

Hace mucho, mucho tiempo qeu tenía ganas de hacerme con una guitarra de 12 cuerdas. Desde Leadbelly a Tom Petty, de Karen Dalton a los Byrds, siempre me ha gustado su sonido y me moría de ganas de probar una. Así que finalmente, me dió el siroco y, después de mucho mirar, me decidí por un Seagull, marca canadiense familia de Godín que me ha conquistado. Reconozco que el diseño y la pala en pico no me convencían demasiado al principio. La compré a ciegas, por correo, cosa que no me gusta nada, pero en cuanto la puse la mano encima, me enganchó. De tacto excelente, cuerdas suaves y con la distancia perfecta y una afinación que es una maravilla: puedo estar días sin tocarla y sigue en el tono. La toco sin pasarla por el equipo, a pelo, y em encanta el sonido. No tengo ampli de acústica y sólo la he enchufado al equipo de voces en un directo. El sonido sigue siendo muy bueno, pero tampoco son las condiciones...

Sé que para gustos se hicieron los colores y habrá quien prefiera otras marcas. Yo sólo puedo comparar, en este caso, con Takamine y no me lo pienso: me quedo con Seagull. Relación calidad precio, excelente.



Os dejo a alguien con más pericia en los dedos para que os hagais una idea:

2 comentarios:

Eriwen dijo...

Yo también un tacto excelente y nadie me toca ='(

Bardamu dijo...

El mundo es injusto, no cabe duda....